Principios rectores

Colaboración Institucional

El trabajar juntos, amplia nuestras capacidades académicas, de investigación, de gestión y físicas, para producir la sinergia que nos permite transcender y cumplir cabalmente con nuestros objetivos institucionales y sociales.

Iniciativas de largo aliento

El trabajo institucional colaborativo nos permite construir alianzas, entre los miembros del sistema y agente relevantes externos, de los sectores académico, productivos, público y privado, a fin de plantear visones de largo plazo que permitirán dar respuesta a problemas más complejos y de soluciones más profundas.

Financiamiento estratégico

La definición conjunta de las prioridades para el desarrollo científico y tecnológico, con la finalidad de incidir en el desarrollo de iniciativas comunes de gran visión, hace que la gestión conjunta de los recursos se vuelva más efectiva y potencie los beneficios de los recursos compartidos.

Referente institucional

La asociación de nuestros esfuerzos tiene como fin común demostrar, en los hechos, que el conocimiento científico contribuye de manera contundente en el desarrollo socioeconómico y en el bienestar, lo que nos permitirá influir en la sociedad y de manera particular en las políticas públicas que persigan estos fines.